El 56,3% del gasto total nacional se concentra en gastos sociales, en su mayoría, prestaciones previsionales y subsidios sociales. En términos generales en la última década -excepto en 2015- el gasto social nacional mostró una tendencia creciente, tanto en términos reales como en relación al producto: alcanzó una participación de 26,3% del PBI en 2016. En términos de programas para el año 2017 se destacan la expansión en infraestructura educativa (+197% en términos reales) vinculada a la creación de jardines de infantes y la provisión de equipamiento tecnológico en el secundario; la incorporación de la pensión universal para el adulto mayor; y la expansión de la Asignación Universal por Hijo.

La protección social argentina se organiza a partir de programas de índole contributiva -incluyen los seguros sociales como pensiones a la vejez, invalidez y fallecimiento; seguros de atención médica de algunos grupos poblacionales específicos (policía, fuerzas de seguridad, entre otros),  asignaciones familiares contributivas y otros beneficios. Y, también, programas no contributivos que incluyen al sistema público de salud, sistema de educación pública y otros programas dirigidos a la población más vulnerable, llamados programas de asistencia social.

Al referirnos a la protección social en Argentina vamos a evitar hacer referencia al concepto de sistema ya que el conjunto de iniciativas y programas no alcanzan la coordinación y articulación necesarias para ser calificado como tal, más bien, todo lo contrario.

En esta investigación nos enfocamos en los programas sociales no contributivos por ser los que tienen mayor margen de maniobra y posibilidad de modificación en el corto plazo; y en particular, hacemos hincapié en los cambios ocurridos los últimos tres años, a partir del nuevo gobierno.

El gasto social no contributivo involucró entre $281.000 y $427.000 millones entre 2015 y 2017. Asimismo, este conjunto de programas representa el 28% del total del gasto nacional e insume poco más del 4% del PBI en 2017. Entre estos gastos, se destaca la relevancia del gasto en el área Educación, que llega a representar el 34% del total.

Descargar informe completo: Los programas sociales en Argentina: análisis de los cambios ocurridos desde 2015

Categorías: General